Tag Archive for 'empresa'

Tipos de usuarios de la tecnología

septiembre 16th, 2007 by genisroca

Recupero algo tarde este informe de Pew Internet titulado A Typology of Information and Communication Technology Users (PDF 281 Kb, 65 pags.), que fue publicado este mayo y del que se habló bastante en su momento (aquí, aquí y aquí). El estudio en cuestión analiza a los usuarios estadounidenses de las TIC, y da algunos datos como que un 8% de ellos son usuarios devotos de las webs participativas y de los dispositivos móviles, y un 23% son usuarios pragmáticos (lo hacen para ser más productivos), lo que suma sólo un 31%. Y es que hay un 49% de los estadounidenses que sólo utiliza TICs muy ocasionalmente.

Según el estudio, en Estados Unidos hay estos 10 tipos de usuarios de tecnología:

Tipo 1: Omnívoros (8%)
Son usuarios de la mayoría de gadgets y servicios de información. Participan de manera voraz en el ciberespacio y desarrollan todo tipo de actividades 2.0 para expresarse en la red.

Tipo 2: Conectores (7%)
Gestionan contenidos digitales y se relacionan con personas a partir de un uso continuado de la red y de los teléonos móviles, y están muy satisfechos de como estas TIC les permiten estar al día.

Tipo 3: Veteranos (8%)
Son usuarios habituales de la red pero no les gusta la telefonía móvil ni la permanente conectividad que ofrecen actualmente las TIC.

Tipo 4: Facilitadores de la productividad (8%)
Tienen una visión muy positiva de como las TIC permiten mejorar la comunicación con otras personas, mejorar la productividad en el trabajo, y ayudan a aprender cosas nuevas.

Estos cuatro primeros grupos suman un 31% del total de la población estadounidense, y según el estudio conforman una élite de usuarios de tecnología. Le sigue una clase media tecnológica, que suma un 20% y que se compone de estos dos grupos:

Tipo 5: Movilcéntricos (10%)
Utilizan a fondo las posibilidades de su teléfono móvil, pero no hacen lo mismo con Internet. Les gusta cómo la tecnología les permite estar conectados con otras personas.

Tipo 6: Conectados pero molestos (10%)
Han invertido mucho en tecnología pero consideran que tanta conectividad es algo intrusiva, y que tanta información en ocasiones es un estorbo.

Y finalmente, hay un tercer bloque poco activo en esto de las tecnologías y que suma un 49% de la población en Estados Unidos. Este bloque se divide en 4 grupos:

Tipo 7: Experimentadores inexpertos (8%)
Han hecho uso ocasionalmente de la interactividad, pero si tuvieran más experiencia quizá harían un mayor uso de la tecnología.

Tipo 8: Ligero pero satisfechos (15%)
Tienen algo de tecnología, pero ésta no ocupa un lugar importante en sus actividades. Sin embargo, están satisfechos con ella.

Tipo 9: Indiferentes (11%)
Pese a tener acceso a la red y teléfonos móviles, sólo utilizan las TIC muy ocasionalmente y lo consideran un engorro.

Tipo 10: Fuera de la red (15%)
Están contentos con los medios anteriores, y no creen que Internet o los teléfonos móviles sean mejores.

Podríamos debatir sobre si en nuestros países la población también se distribuye de esta manera, pero últimamente me parece más interesante observar en una empresa determinada cuántos elementos tenemos de cada tipo. Creo que la dsitribución de los empleados en esta clasificación da una idea muy real del tipo de empresa, del tipo de sector, y sobre todo, de su potencial futuro.

¿Te dejan visitar cualquier web en el trabajo?

septiembre 5th, 2007 by genisroca

Llevo un tiempo dedicándome a explicar en grandes empresas la conexión existente entre lo que está pasando en Internet y los cambios sociales que se están produciendo, y advirtiendo de las consecuencias que todo ello tendrá en el seno de las grandes organizaciones. Algunas de estas ideas ya han estado comentadas en este blog: que el significado de “saber” ha cambiado de ser capaz de recordar y repetir información, a ser capaz de encontrarla y usarla; que compartir la información también da poder; que hay que colaborar para sobrevivir; que hay información relevante que emana de personas y no sólo de organizaciones; que llegan los nativos digitales… y que todo ello genera por igual tanto oportunidades como tensiones, miedo, cambios, problemas

Hay otra idea subyacente que aún no he desarrollado aquí: la empresa ya no puede suministrar a sus empleados toda la información que éstos necesitan para desarrollar correctamente sus tareas. La información corporativa ya no es suficiente. Cada cual, teniendo en cuenta su realidad concreta (proyectos, clientes, sectores, equipos, conocimientos previos…) debe montarse su coctail particular de fuentes de información para poder ser competitivo y eficaz. Ese coctail es tan personal y particular que dificilmente la mejor intranet del mundo, el mejor sistema de información corporativa del mundo, podrá igualarlo. Los sistemas internos de gestión de la información y del conocimiento son necesarios, indispensables, pero actualmente deben ser complementados inevitablemente con una gestión personal de la información. Un profesional no puede delegar esa faceta y dejarla en manos de su empresa (al menos un profesional intensivo en conocimiento).Wham

Pues bien. Sorprende que aún hoy muchas de esas grandes empresas y corporaciones impiden el acceso de sus empleados a bastantes de las webs que algunos ya hemos incorporado como ingredientes de nuestro coctail personal para ser más eficaces (sin embargo, no conozco que hagan registros y cacheos para evitar que alguien entre al trabajo con un cuaderno de sudokus). Conozco empresas donde los servicios centrales de sistemas de información impiden que cualquier puesto de trabajo pueda acceder a YouTube. Y en YouTube hay vídeos muy potentes para cualquier oficio del mundo. Conozco empresas que impiden el acceso a SlideShare. Y en SlideShare hay presentaciones muy útiles para desarrollar muchos temas. Conozco empresas desde las cuales no se puede acceder a LinkedIn. Y en LinkedIn se localizan muy buenos profesionales con los que colaborar para llevar un proyecto a buen puerto. Y todo ello no hace más que demostrar que aún estamos lejos de dónde deberíamos estar. O lo que es peor, demuestra que algunas áreas de decisión en empresas del IBEX 35 aún están en manos de directivos totalmente desconectados del mundo real.

Leo en Alianzo la siguiente noticia: La asociación de sindicatos del Reino Unido (TUC) reclama que los empleados puedan acceder a redes sociales como Facebook en horas de trabajo. Me gustaría vivir en un país donde esta reclamación la planteara una asociación empresarial.

El problema no es el Digital Divide, sino las élites desconectadas

mayo 2nd, 2007 by genisroca

No hace tanto se hablaba, y mucho, del problema del “Digital Divide”. La dificutad de acceso a la red iba a comportar una fractura digital que excluiría a los más desfavorecidos e impediría su incorporación a la nueva sociedad de la información y el conocimiento. No todo el mundo podría permitirse un ordenador conectado a la red, y menos aún disponer de los conocimientos básicos para su manejo, y contra ello se lanzaron planes y campañas más o menos afortunados.

La evolución de Internet ha derivado hacia una web más participativa, más colaborativa, más social. De la web de las empresas a la web de la gente. De la web 1.0 a la web 2.0. Los nodos de la red ya no son ordenadores, ahora son personas. La gente está construyendo sus propias redes de confianza, de circulación de información, de colaboración, de compartición de informacion. Cada cual elige qué quiere leer, sobre qué temas y de qué fuentes de información. Y cada cual elige de qué quiere hablar, y dónde y cómo lo va a publicar. La información fluye de tal manera que en sí misma ya no supone ningún poder. Ahora es más interesante participar de una red, de un conjunto de nodos y por lo tanto de personas, a través de la cual circula información relevante para las tomas de decisión y de opinión cotidianas de cada uno de nosotros.

En paralelo, las formas de acceder a la red se han diversificado y simplificado. Y continuarán haciéndolo. Las denominadas capas desfavorecidas usan con normalidad la telefonia IP desde cibercafés para comunicarse con sus familiares que residen lejos. El proyecto OLPC y sus derivadas ya permiten ordenadores portátiles a poco más de 100 dólares. Los teléfonos móviles permiten navegar por Internet. Todo ejecutivo que se precie va armado con una Blackberry y despacha el correo desde el terminal del aeropuerto. Ya hay ciudades con planes para ofrecer cobertura wi-fi en todo su territorio. Y un etcétera de novedades que difuminan las barreras de acceso técnico.

El “Digital Divide” que va a marcar irremediablemente nuestra competitividad futura ya no es el de las clases desfavorecidas con dificultades en el acceso a la red. El “Digital Divide” que nos va a hundir es el de las élites desconectadas.

Me preocupa, y mucho, el ingente número de personas que ocupan posiciones relevantes tanto en la empresa privada como en la administración, y que afrontan las decisiones sin estar conectadas a ninguna de las nuevas redes de conocimiento que se están construyendo en la mal denominada Web 2.0. ¿Cuántos Directores generales usan Bloglines o Google Reader?. ¿Cuántos de nuestros ministros, o ministras, tienen identificados qué blogs le resultan claves para contrastar su opinión propia?. ¿Cuántos altos cargos ni tan solo gestionan ellos mismos su correo?. ¿Cuántos ejecutivos aún creen que la solución a su estrategia digital es invertir en contenidos?. ¿Cuántos directivos miden su eficacia en la red contando aún sólo visitantes únicos y páginas vistas?.

El problema no es el Digital Divide. El problema que nos llevará a la ruina son las élites desconectadas. Aquellas que toman decisiones sin usar la fuerza de la red. Eso sí, en la mesa tienen un ordenador caro conectado a internet con un muy buen ancho de banda. Pero el problema ya no es tecnológico. Ahora ya es social. Estás socializado o no. Estás connectado o no. ¿Quien hará un plan para socializar y conectar a nuestras élites?

Datos de lo intangible

noviembre 26th, 2006 by genisroca

“El 95% del universo es materia no visible.
Un tercio del precio del Boeing 777 es software.
En el sector de la automoción, sólo el 16% de los costes totales se debe a los materiales.”

Pilar Jericó

No miedo. En la empresa y en la vida.
(2006) Barcelona: Alienta Editorial

 

A quién contratar

noviembre 22nd, 2006 by genisroca

“No tiene sentido contratar a personas inteligentes y después decirles lo que tienen que hacer. Nosotros contratamos a personas inteligentes para que nos digan qué tenemos que hacer”

Steve Jobs
Presidente de Apple